¿Cómo eliminar la humedad de las paredes?

La humedad en las viviendas es un problema sumamente común. Es una situación que evidentemente compromete el aspecto físico del hogar y también puede ocasionar enfermedades y padecimientos a los miembros de la familia.

 

Así mismo, cuando las estructuras de un hogar tienen humedad, es un indicativo de que la casa sufre filtraciones, las mismas pueden ocurrir por numerosas causas, por ejemplo, que la lluvia se filtre a través del techo o paredes, o que la humedad sea absorbida desde el suelo. Sea cual sea la causa, los expertos siempre aconsejan eliminar la humedad de las paredes para evitar problemas futuros. Así que no te pierdas este artículo donde te explicaremos cómo hacerlo, siguiendo unos pasos sencillos.

 

Te explicamos cómo pintar una pared de piedra.

 

Elimina la fuente de humedad

 

Principalmente es necesario saber la causa de la humedad antes de limpiarla, y de esta forma evitar que vuelva a surgir. La causa puede variar, todo depende si las paredes afectadas dan a exteriores o a interiores.

 

En caso tal de que la pared dé al interior del hogar, muy probablemente es que dicha pared se encuentra compartida con alguna habitación húmeda como el baño o la cocina. Otra razón es que alguna cañería se encuentre deteriorada, de ser así es indispensable arreglarla de forma inmediata para evitar problemas a futuro.

 

Preparar la zona para limpiar

 

Por el contrario, si las paredes dan al exterior, normalmente la estructura presenta grietas, y con el pasar del tiempo se pueden formar goteras en el techo. De ser así es importante detectar dónde se encuentra el foco del problema. En caso de no rastrear la fuente, es necesario solicitar la ayuda de un especialista.

 

Preparar la zona para limpiar

 

Una vez eliminado el origen de la humedad, puedes preparar el lugar para hacer una limpieza a fondo. Para ello se aconseja retirar todo el mobiliario que se encuentre en la zona afectada y cualquier elemento que se ubique en el techo o en el suelo. Esto además de despejar el espacio para trabajar de manera más cómoda, permite analizar los daños originados por la humedad.

 

Puede ocurrir que algunos muebles en el hogar se hayan deteriorado por la humedad, en caso de ser así, es muy importante detallar aquellos que se pueden recuperar y botar aquellos que se encuentren muy deteriorados puesto que, si el objeto se vuelve a colocar en casa, podría volver a generar la molesta humedad.

 

Limpia la zona afectada

 

Existen varias formas de limpiar la humedad en las zonas afectadas, siendo algunos de los productos más utilizados los siguientes:

 

  • Talco: Se aconseja aplicar el talco con un paño seco, en todas las partes visibles afectadas por la humedad. Hay que dejar que el talco penetre en la superficie afectada y repetir el mismo proceso las veces que sean necesarias hasta que desaparezca la mancha.
  • Bicarbonato de sodio: Para aplicarlo, primero es necesario mezclar unas cucharadas de bicarbonato en un recipiente lleno de agua, luego colocar la mezcla en la mancha con una esponja. Igualmente repetir el proceso las veces que sean necesarias.
  • Lejía: Este es uno de los métodos más utilizados. La lejía también deberá mezclarse en agua antes de aplicarse y luego frotarla con una esponja. Es importante destacar que la lejía también permite eliminar gérmenes y bacterias que son un peligro para la salud.
  • Aceite de árbol de té: Esta opción es mucho más natural, aunque su precio suele ser más elevado. La receta dicta que se deben mezclar dos cucharadas del aceite en dos tazas de agua y luego aplicar la mezcla en las manchas.
  • Vinagre de manzana: Destaca por ser otra opción bastante natural y tener la capacidad de eliminar aproximadamente el 80% de las bacterias que se encuentran en paredes y techos.

 

Pinta la zona

 

Una vez que ya hayan sido eliminadas todas las manchas de humedad, ha llegado el momento de retocar la capa de pintura en la estructura. Se aconseja aplicar pintura de vinilo tipo I, la cual es un producto con excelente rendimiento, limpieza y resistencia a la abrasión.

 

Consejos para evitar la humedad

 

  1. Constantemente es importante estar revisando grietas y goteras, las mismas pueden indicar que está ocurriendo una filtración.
  2. Las áreas húmedas como lo son el baño y la cocina es importante que se mantengan constantemente ventiladas, de lo contrario el vapor puede generar humedad.
  3. En lugares cerrados como armarios y alacenas es importante colocar productos que puedan absorber la humedad como el carbón vegetal.
  4. Si el hogar es sumamente húmedo se aconseja comprar un deshumidificador.

 

No te pierdas estos consejos para decorar las paredes del cuarto de los niños.

 

Todas estas recomendaciones te permitirán mantener una casa libre de humedad lo que te garantizará un ambiente más sano para tu familia y poder evitar la formación de las feas manchas de humedad que se adhieren a la pared y dañan la estética del hogar.

2019-10-23T19:26:21+00:00 octubre 21st, 2019|
pinturas super